Icono de conformidad con el Nivel A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI

Dirección: Maria Pinto Molina
   

Inicio > Alfabetización Informativo-Digital

ALFABETIZACIÓN INFORMATIVO-DIGITAL

La alfabetización informativo-digital se ha convertido en una necesidad y en una exigencia de los actuales sistemas de enseñanza universitaria en el marco de la Europa del Conocimiento. La universidad debe responder a nuevas expectativas como el aprendizaje a lo largo de la vida, el desarrollo de habilidades multidisciplinares y la alfabetización informacional, cuyos principios se han plasmado en numerosas normas y recomendaciones internacionales.

Concepto y dimensiones

Espacio Europeo de Enseñanza Superior

Alfabetización informacional y enseñanza superior

Alfabetización digital

Habilidades y competencias

Dossier electrónico

Dossier bibliográfico

 

Concepto y dimensiones

Asistimos al nacimiento del paradigma de la sociedad del conocimiento, siendo éste la nueva fuente de riqueza y de valor en la actual economía postcapitalista. Los empleados se cotizaran por sus conocimientos y por el valor añadido que puedan generar. Por tanto el principal reto de los sistemas educativos será potenciar la adquisición, estructuración y organización del conocimiento, desarrollando el capital intelectual de los estudiantes y dotándolos de un amplio inventario de habilidades y competencias para la resolución de problemas. Es necesario potenciarles la capacidad de aprender a aprender, de promover su crecimiento integral, de estimular el desarrollo de la inteligencia para sistematizar y relacionar conocimientos, de innovar y crear futuro. El aprendizaje ha de ser un proceso continuo, flexible, innovador, que fomente a lo largo de toda la vida el desarrollo de habilidades y capacidades en un mundo en constante cambio.

La alfabetización informacional se encuadra dentro de un entorno mediático cambiante, donde la información es creciente, compleja y en la mayoría de los casos está muy dispersa. En este ambiente, los estudiantes se encuentran con constantes dificultades para acceder a la información debido al gran desarrollo de los recursos y la poca estructuración de éstos, no sabiendo hacer frente a este nuevo abanico de posibilidades. Por esta razón, se plantean nuevas estrategias que permitan al estudiante ser autosuficiente en los procesos de aprendizaje, dotándolo de habilidades y competencias para localizar, evaluar y utilizar la información que necesitan. En este sentido el estudiante ha de estar capacitado para:

  • Detectar y definir una necesidad de información
  • Expresarla y delimitarla
  • Conocer los métodos y técnicas adecuadas para la localización de información
  • Evaluar y filtrar la información recuperada, para asegurarse de su autenticidad, validez y fiabilidad
  • Agregar dicha información a la base de conocimientos y utilizarla para afrontar objetivos de forma ética y legal
  • Aprendizaje para toda la vida

    El estudiante deberá adaptarse al nuevo entorno cambiante de la sociedad de la información y del conocimiento, cambiando el enfoque del aprendizaje memorístico a un aprendizaje significativo, basado en el desarrollo de habilidades múltiples. Emergen conceptos claves como: formación a lo largo de toda la vida, generación de conocimiento e información, etc. En este aspecto, la alfabetización tanto informativa como digital es un requisito básico en el aprendizaje para toda la vida, común a todas las disciplinas y presente en todos los niveles educativos.

    El interés por crear programas que promuevan en el estudiante la capacidad de ser autosuficiente y crítico frente a la nueva explosión de contenidos, deja eco en el US National Research Council, y su Comité sobre Alfabetización de la Información, Informática y Telecomunicaciones, con la publicación en 1999 de un informe (http://www.nap.edu/catalog/6482.html) que distingue entre competencias en ordenadores, basada en el aprendizaje de aplicaciones informáticas específicas, y habilidades en tecnologías, orientada a la comprensión de la tecnología en general para aplicarla a la resolución de problemas concretos.

  • Espacio Europeo de Enseñanza Superior

    La declaración de la Sorbona pone de manifiesto la voluntad de potenciar una Europa del conocimiento, siendo el Espacio Europeo de Enseñanza Superior un reto positivo para todos, pues los estudios universitarios tendrán mayor transparencia y comparabilidad con beneficios para toda la sociedad y reportará a los estudiantes la posibilidad de organizar las enseñanzas en función de su aprendizaje.

    Con tal fin es necesario que las universidades aborden en el marco de la sociedad de la información y del conocimiento, los retos derivados de la innovación en las formas de generación y transmisión del conocimiento, apostando por una formación continuada a lo largo de la vida.

    El desarrollo de la sociedad del conocimiento precisará de estructuras organizativas flexibles en la educación superior, que posibiliten tanto un amplio acceso social al conocimiento como una capacitación personal crítica que favorezca la interpretación de la información y la generación del propio conocimiento. Es necesario una nueva re-conceptualización de la formación académica superior, basada en el aprendizaje del alumno y en el diseño de herramientas metodológicas que favorezcan la adquisición de habilidades y estrategias en cuanto a la gestión, al análisis, a la evaluación y a la recuperación de la información, tanto electrónica como convencional.

    El eje del proceso La Sorbona-Bolonia-Praga-Berlín es clave para entender el proceso de convergencia y armonización de las enseñanzas universitarias, adoptando sistemas de garantía de calidad

    • Primeras iniciativas

      Las primeras acciones se llevaron a cabo mediante los programas ERASMUS (1989-1994) y SÓCRATES/ERASMUS (1995-2006), que pretendían favorecer la movilidad de los estudiantes a lo largo de la geografía nacional y europea. El problema surge cuando hay que normalizar a este nivel los planes de estudios y establecer un sistema de equivalencia de créditos que valore de igual forma el trabajo desempeñado por los estudiantes independientemente del lugar que se encuentre.

    • Bases para la implantación

      • Declaración de La Sorbona

        Este proyecto se pone en marcha en mayo de 1998, cuando los ministros de Educación de Francia, Alemania, Italia y Reino Unido firmaron en la Sorbona una Declaración, donde se comprometía promover la convergencia entre los sistemas nacionales de educación.

      • Declaración de Bolonia

        Se celebra en junio de 1999 con la participación de 30 países de la Unión Europea, sentando las bases sobre un Espacio Europeo de Educación Superior, cuyos principios básicos eran: calidad, movilidad, diversidad y competitividad.

        Son seis los objetivos recogidos en la Declaración de Bolonia:

        • La adopción de un sistema fácilmente legible y comparable de titulaciones, mediante la implantación, entre otras cuestiones, de un Suplemento al Diploma.
        • La adopción de un sistema basado, fundamentalmente, en dos ciclos principales: grado y postgrado, válidos en todo el ámbito europeo.
        • Establecer un sistema común de créditos para fomentar la comparabilidad de los estudios y promover la movilidad de los estudiantes y titulados.
        • La promoción de la cooperación europea para asegurar un nivel de calidad para el desarrollo de criterios y metodologías comparables.
        • La promoción de una necesaria dimensión europea en la educación superior con particular énfasis en el desarrollo curricular.
        • La promoción de la movilidad y mover obstáculos para el ejercicio libre de la misma por los estudiantes, profesores y personal administrativo de las universidades y otras instituciones de enseñanza superior europea.

      • Otras reuniones

        La declaración de Bolonia establece un plazo de hasta el año 2010 para la realización del espacio europeo de enseñanza superior, con fases bienales en una Conferencia Ministerial donde se revisará lo conseguido y establecerán directrices. La primera conferencia de seguimiento tuvo lugar en Praga en el 2001 (Comunicado de Praga 2001), a los dos años fue en Berlín (Comunicado de Berlín 2003), y la próxima está fijada en el año 2005 en Bergen (Noruega)

    • Proyectos

      • Proyecto Tuning (Universidad de Deusto-Universidad de Groningen)

        Tuning se centra en el entorno educativo europeo en el marco del programa Sócrates, con el fin de identificar e intercambiar información y mejorar la colaboración europea para el desarrollo de la calidad, eficacia y transparencia. Basándose en las distintas declaraciones (Sorbona, Bolonia, etc.) pretende desarrollar: perfiles profesionales, transparencias en las estructuras educativas y una innovación constante por medio del desarrollo de redes educativas europeas y proyectos de buenas prácticas. Pero sobre todo la finalidad última es diseñar titulaciones fácilmente comparables y comprensibles según la Declaración de Bolonia

      • Programa de Convergencia europea

      • Para impulsar el proceso de convergencia en el marco universitario español, la Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación ha puesto en marcha un Programa de Convergencia Europea, cuyo objetivo es potenciar aquellas actuaciones que impulsen la integración de la Educación Superior española en el Espacio Europeo de Educación Superior. Estas acciones se realizarán en estrecha colaboración con la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas y el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte y estarán dirigidas a apoyar las actuaciones de las Universidades, ya que sobre ellas recae la principal responsabilidad para conseguir el objetivo de la convergencia europea. Más...

      • Proyecto de Acciones piloto de Comunidad de Madrid, Dirección General de Universidades, Convergencia Europea

        El programa está enclavado en las declaraciones de Sorbona y Bolonia, para la construcción de un Espacio Europeo de Educación Superior, siendo sus principales objetivos:

        • Establecimiento de redes universitarias que diseñen la adaptación de enseñanzas universitarias oficiales españolas al sistema de créditos europeos.
        • Elaboración de titulaciones de postgrado con universidades de la Unión Europea.
        • Promoción de acciones de evaluación y mejora de la calidad universitaria.

    Alfabetización informacional y enseñanza superior

    Entendemos por alfabetización informacional el aprendizaje de habilidades, competencias, conocimientos y valores para el acceso, uso y comunicación de la información en cualquiera de sus formas, con el fin de generar estudiantes competentes, entrenados en el hábito de saber explorar los caminos de la información, de reconocer sus cualidades, bondades y debilidades, saber buscar con atino, saber evaluar y seleccionar la información pertinente, saber integrar la información nueva para generar conocimiento y saber usarla debidamente. Como señala la UNESCO, los estudiantes universitarios deben ser ciudadanos bien informados y motivados, en permanente autoformación y capacitados para analizar los problemas sociales, buscar soluciones, aplicarlas y asumir responsabilidades.

    El cambio tecnológico constante ha impactado en el entorno educativo, produciéndose cambios tanto en los estudiantes como en los métodos de enseñanza. De esta forma se habla de unos estudiantes ausente en las aulas y presentes en el entorno electrónico a través de clases online, dando lugar a cambios en los modelos pedagógicos. Con este propósito en 1994 el Ministerio de Educación Australiano, manifiesta la importancia que para el estudiante tiene aprender a aprender y adquirir capacidades para filtrar, evaluar y adaptar la información a sus propias necesidades. En este aspecto, la alfabetización informacional resalta la aptitud de un aprendizaje autodirigido, tendente a la resolución de problemas en un contexto.

    Por tanto, los factores que influyen en la alfabetización informacional son:

    • Crecimiento exponencial de la información disponible y accesible en cualquier formato
    • Necesidad de que cada persona adquiera y desarrolle aptitudes transferibles y utilizables a lo largo de toda la vida, para la resolución de problemas
    • La evolución hacia una pedagogía activa centrada en el estudiante, basada en los recursos y en la solución de problemas en contexto
    • Demanda socio-laboral en el dominio del análisis, gestión, recuperación y evaluación de la información electrónica
    • Una economía basada en actividades de servicio y apoyada en las tecnologías para un rápido desarrollo
    • El impacto de la Alfabetización Informacional

      El impacto de la iniciativa e Europe 2002 ha sido significativo en los países miembros, incrementándose el uso de las nuevas tecnologías por los estudiantes universitarios, el acceso a Internet y el número de programas de enseñanza en línea así como el de recursos pedagógicos electrónicos de calidad (tutoriales, portales, web semánticas…). El nuevo plan de acción eEurope 2005 Una sociedad de la información para todos, se centra en tres frentes fundamentales:

      —usuarios, mejorando su participación, sus habilidades y competencias en el uso de las tecnologías, especialmente el acceso a Internet para fines educativos y de investigación, incrementando la cooperación y el intercambio de redes transeuropeas. Sirva de ejemplo algunas acciones propuestas para el aprendizaje en línea:

    Aprendizaje en línea

    • Conexiones de banda ancha para los centros escolares y universidades, museos, bibliotecas y archivos y demás instituciones educativas (finales del 2005)
    • Programa eLearning (2004-2006): desarrollo de contenidos y servicios de e-aprendizaje, junto a un análisis de la problemática jurídica, económica y social del e-aprendizaje
    • Campus virtuales para todos los estudiantes (programas eLearning y eTEN) (finales del 2005)
    • Sistema cooperativo y asistido por ordenador para la universidad y la investigación a través de la instalación de redes basadas en tecnologías e infraestructuras de alto rendimiento (finales del 2003)
    • Recapacitación para la sociedad del conocimiento (finales del 2003) para mejorar la calidad de vida y las posibilidades de empleo de aquellos sectores más débiles en el uso de las tecnologías (trabajadores en paro, discapacitados...)

          —mejorar la infraestructura de acceso a los servicios multiplataforma

          —garantizar la ciberseguridad de la información y las comunicaciones

    • Aptitudes para el acceso y uso de la información

      Las aptitudes relacionadas con el uso y dominio de la información en cualquier materia, incluido en nivel tecnológico, pretende desarrollar capacidades, conocimientos y actitudes relacionadas con la identificación de las necesidades de información, el conocimiento de las fuentes de información, el análisis y filtración, la búsqueda y localización, la evaluación, explotación, reformulación y comunicación de la información recuperada.

      En el 67 Congreso de la IFLA Council and General Conference, Bainton presentó un informe sobre las aptitudes para el acceso y uso de la información en la enseñanza superior, destacando aptitudes en torno a las habilidades para el estudio que el estudiante debe adquirir.

      El estudiante que quiera dominar el acceso y uso de la información tanto para su aprendizaje como para el desempeño profesional, deberá poseer o adquirir un conjunto de competencias y habilidades específicas, de entre las que destacamos las más representativas:

      • Capacidad para determinar la naturaleza y nivel de la necesidad de información, desplegando entre otras estas habilidades específicas:
        • comprender los flujos de información dentro y a través de la organización
        • definir las necesidades de información
        • identificar y seleccionar las fuentes de información
        • saber manejar dichas fuentes
        • replantear el nivel de información que se precisa

      • Acceder adecuadamente a la información requerida, desarrollando habilidades para el:
        • conocimiento de los métodos y estrategias de búsqueda de información
        • manejo de sistemas avanzados de recuperación
        • valoración de la cantidad, calidad y relevancia de los resultados obtenidos

      • Procesar la información, desplegando habilidades específicas:
        • analizar e interpretar la información
        • diseñar sistemas de información estructurados
        • sistematizar y sintetizar la información relevante
        • generar valor en la información
        • mapear los contenidos relevantes
        • gestionar y compartir el conocimiento

      • Evaluar la información, desplegando entre otras estas habilidades específicas:
        • filtrar la información para usos posteriores
        • aplicar criterios e indicadores para conocer la calidad: fiabilidad, validez, adecuación, pertinencia, actualidad, accesibilidad,..

      • Comunicar la información, fomentando estas habilidades:
        • destrezas para la comunicación electrónica
        • entrenamiento para el trabajo en equipo
        • motivación e innovación

      • Utilizar la información, desarrollando habilidades para:
        • integrar la nueva información en los esquemas de conocimiento individuales y colectivos
        • utilizar las tecnologías de la información y comunicación, incluyendo el acceso a las redes universitarias internacionales
        • conocer los procedimientos de actualización y alerta informativa

      • Comprender el valor legal y ético de la información, desarrollando habilidades para:
        • mantener la intimidad, privacidad y seguridad de la información
        • acceder legalmente a los recursos de información.
    • Normas

      Queremos destacar como pioneras las Normas sobre Alfabetización en Enseñanza Superior (ACRL/ALA 2000), aprobadas por la Association of College and Research Libraries y adoptadas por la American Association for Higher Education y los organismos de acreditación estadounidenses.

      Formulan estándares para el dominio de competencias básicas y sugieren indicadores y resultados observables de su consecución. Según la norma, una persona competente en el acceso y uso de la información, que es capaz de reconocer sus necesidades informativas, que sabe localizar la información, procesarla, evaluarla y utilizarla, debe dominar estas cinco competencias:

      • Reconocer la necesidad de información y determinar su naturaleza y alcance
        • Definiendo y explicitando la necesidad de información
        • Identificando los tipos y formatos de las fuentes de información
        • Valorando los costes y beneficios de la adquisición de información
        • Replanteando constantemente las necesidades de información

      • Acceder de manera eficaz y eficiente a la información necesaria
        • Seleccionando los sistemas de recuperación apropiado
        • Desarrollando estrategias de búsqueda eficaces
        • Accediendo en persona o en línea a una amplia tipología de fuentes
        • Gestionando la información obtenida

      • Evaluar la información e incorporarla a los esquemas de conocimiento del interesado
        • Resumiendo los documentos
        • Valorando la información y sus fuentes
        • Sintetizando información para construir nuevo conocimiento
        • Comparando el nuevo conocimiento con el conocimiento previo, resaltando el valor añadido y su impacto

      • Utilizar de forma eficaz la información con fines específicos
        • Usando la información anterior y la nueva para cualquier actuación o toma de decisiones
        • Revisando el proceso de búsqueda, evaluación y comunicación de la información
        • Comunicando a la comunidad los resultados de la actividad

      • Comprender el marco ético y jurídico de la información
        • Entendiendo los aspectos éticos, legales y económico sociales de las tecnologías de la información
        • Cumpliendo las normas institucionales para el uso de los recursos de información
        • Reconociendo y citando adecuadamente las fuentes de información

      Estas normas estadounidenses han sido revisadas y adoptadas por el Council of Australian University Libraries como Normas sobre alfabetización en información (CAUL , 2001) para las bibliotecas universitarias australianas y neozelandesas. Proponen siete normas para adiestrar al estudiante y medir su aprendizaje en alfabetización de información en el contexto de la misión específica y única de cada institución. A continuación se mencionan brevemente:

      • La persona con aptitudes para el acceso y uso de la información reconoce la necesidad de información y determina la naturaleza y nivel de la información que necesita. Más…
      • La persona con aptitudes para el acceso y uso de la información accede a la información requerida de manera eficaz y eficiente. Más..
      • La persona con aptitudes para el acceso y uso de la información evalúa la información y sus fuentes de manera crítica e incorpora la información seleccionada a su propia base de conocimientos y a su sistema de valores. Más...
      • La persona con aptitudes para el acceso y uso de la información clasifica, almacena, manipula y reelabora la información reunida o generada. Más...
      • Individualmente o como miembro de un grupo, la persona con aptitudes para el acceso y uso de la información amplia, reestructura o crea nuevos conocimientos integrando el saber anterior y la nueva comprensión. Más...
      • La persona con aptitudes para el acceso y uso de la información comprende los problemas y cuestiones culturales, económicas, legales y sociales que rodean el uso de la información, y accede y utiliza la información de forma respetuosa, ética y legal. Más...
      • La persona con aptitudes para el acceso y uso de la información reconoce que el aprendizaje a lo largo de la vida y la participación ciudadana requieren alfabetización en información. Más...
    • Formación para el uso de la información

      Los bibliotecarios han impartido este tipo de tareas de forma aislada e independiente de los planes de estudios. Con la coordinación de instituciones y bibliotecas estas actividades se centran en torno a la alfabetización informacional con un objetivo claro, aprender a aprender. Para ello han establecido distintos tipos de actividades tales como: acogida y orientación, con la finalidad de dar a conocer a través de visitas guiadas o virtuales, vídeos, fotos, etc. los fondos de la biblioteca y los servicios que ésta presta; y actividades de formación, donde se les explica a los estudiantes la utilización de herramientas para buscar información a todos los niveles (bases de datos, buscadores, estrategias de búsqueda, etc.). Estas actividades se consideran base para que posteriormente el estudiante sea capaz de realizar su tarea de autoformación y de adaptarse a los nuevos avances, resolviendo sus propias necesidades de información. En este sentido las instituciones desarrollan proyectos destinados a la elaboración de tutoriales, herramientas web, etc. que potencien la formación continua de los estudiantes.

    • Iniciativas de interés

      La concienciación sobre este tema ha hecho que muchas instituciones norteamericanas y europeas emprendan proyectos de alfabetización informacional en la enseñanza superior, impartiendo no sólo materias relacionadas con aprender a aprender, sino también otras específicas sobre el acceso y uso de la información.

      Como iniciativas importantes destacamos:

      • TONIC: The Online Netskills Interactive Course. TONIC es un tutorial que pretende enseñar a como utilizar internet, está financiado por Netskills.
      • CERISE Es un portal que desarrolla habilidades para búsqueda y recuperación de información especializada, financiado por Urfist y el Ministerio de Educación y Tecnología francés.
      • Pennsylvania State University- Information Literacy Task Force- Characteristics of information literate penn state students, 1997
      • Wisconsin Association of Academic libraries-Information Literacy Competencies and Criteria for Academic Libraries in Wisconsin.
      • University of California, Berkeley Request for Course-Integrated Library Instruction

    Alfabetización digital

    • Uso y aplicación de herramientas informáticas

      Un nuevo escenario entra en juego socialmente, las tecnologías de la información y la comunicación. Adaptarse a sus cambios y conseguir dominarlas es todo un reto dentro de la alfabetización informacional. Parece que la responsabilidad en este entorno electrónico de incertidumbre es un proyecto que compete a la educación: la formación desde el colegio hasta terminar con la enseñanza superior permitirá al estudiante adquirir habilidades y competencias tecnológicas, que podrán aplicar selectivamente en su entorno laboral, social y personal.

      El dominio de las tecnologías de la información se consideran competencias básicas en los planes de estudios al mismo nivel que las competencias instrumentales como la lectura y escritura.

      Competencias básicas de las Tecnologías de la Información son:

      • Explotar el potencial de las Tecnologías de la información en todas las áreas y ámbitos de la enseñanza
      • Adaptar las habilidades sobre las tecnologías de la información en el entorno personal para resolver trabajos y aprender a trabajar con resolución de objetivos
      • Aprovechar los nuevos entornos de aprendizaje para conseguir una autoformación constante

    Habilidades y competencias

     
     

    Capacidad para planificar y organizar los procesos de aprendizaje fomentando el pensamiento crítico y creativo para aprender en la sociedad del conocimiento.

     
     
    Identificar y seleccionar los métodos de investigación adecuados
     

    Adaptabilidad constante a las nuevas tecnologías de la información y comunicación

     

    Habilidad para reconocer y articular las necesidades de información

     
    Capacidad para comprender cómo la información se diseña, almacena y organiza
     

    Habilidad para localizar y recuperar información

     
    Destrezas para analizar, filtrar y sintetiza la información
     

    Capacidad para evaluar de forma crítica la información conforme a criterios estándares de calidad y tomar decisiones

     

    Capacidad para comunicar y compartir conocimientos, con la ayuda de las nuevas tecnologías.

     

    Dossier electrónico

    Dossier bibliográfico

    Fecha de Creación 15/10/2004 | Fecha de Actualización 13/04/2011